El Maratón ya no mide 42


Estrellita Pronadora chica colombiana de 27 años, la cual descubrió el running por una decepción del corazón, ahora gracias a eso; correr es su gran pasión, y por eso escribe las cosas como son.

La menstruación, el cabello, el outfit, el trabajo, la casa, la familia, encontrar el lugar más seguro para entrenar y algunos hombres queriéndola ligar, son algunas de las tantas cosas con las que una korridora como Estrellita Pronadora suele lidiar.


Hola hermosa y loca korridora, cuantas cosas no podemos seguir escribiendo en nuestros Diarios de korridoras, y en el de Estrellita Pronadora existe otra; dicen que un maratón es la distancia soñada para cualquier korridor, que es una prueba que no tiene palabra de honor, que te puede tratar con cariño, pero muchas veces lo hace con rencor.

Dicen que no viene solo y para llegar a él hay que conocer primero a su hermano menor, uno llamado; –Medio Maratón– Dicen que te lleva a romper tus miedos y hasta te deja ver tus talentos, dicen que al estar con ese 42; se escribe una película en donde los protagonistas son la alegría y el dolor. Se dicen muchas cosas de esa distancia, pero lamentablemente hoy en día hay una alerta:

El maratón ya no mide 42-

Corredor es cualquiera que se calza unas zapatillas para correr, independientemente si lo hace dando vueltas en un parque o en carreras populares, si llega en primero o en último lugar, eso da igual. Pero para ser llamado –maratonista– no es tan sencillo, porque para ser uno de ellos, es necesario haber vencido al viejo loco de 42 de principio a final, ni un kilómetro menos, ni un kilómetro más.

maratón

Considero que no sólo corriéndolo aprendes, sino también cuando estás apoyando, y fue justo mientras hacia esta labor, que me pude dar cuenta que el maratón ya no mide 42.

Desde mi punto de abastecimiento observé a muchos “corredores y corredoras” que obsesivamente querían ser maratonistas, arrancando desde el kilómetro 23 o peor aún desde el 33.

Muchos se metían para cumplir con su distancia, lo que también puede ser cuestionable, la fiesta se organiza para cierto número de corredores y el meterse a correr, conlleva bloquear o dificultar el camino de los demás, esos que debutarán o refrendarán su título de maratonista una vez más.

Pero independientemente de que algunos cumplen distancia y puedan decir: -pagué bastante plata y tengo el derecho de correr lo que quiera o necesite hacer- hay otros que sin pena y temor a Dios, reciben su medalla, ésa que no vale y mucho menos mide 42, pero aun así llegan con brazos en alto e incluso hasta besan el asfalto.

-Y peor aún, se toman fotico con cara de esfuerzo al llegar, que inevitablemente acaba en su red social-

No quiero ser de nuevo la Bruja Korridora del Cuento, pero cuando estás del otro lado, te das cuenta que el maratón se ha devaluado. Aún no he estado con el viejo loco de 42, pero estoy segura que estar con él, es tener la certeza de que fuiste capaz de correr y respetar, y más allá de hablar de respeto hacia los demás, la organización o los valores del atletismo…

Es respetarse a uno mismo

medalla

Qué más da si algún día llegue a conquistar un maratón en tres, cuatro o más de cinco horas, prefiero ser una Encantadora y Lenta Korridora, que una Tramposa y Absurda Perdedora.

-Porque al final; un maratón se vive y se siente con un solo número en la mente, –42– número mágico que al conquistarlo llena de infinita emoción y satisfacción-

Y si ya has conquistado el 42 o mejor aún, este año vas a estar por primera vez entre sus brazos, recuerda que:

-Vamo, vamo con mente y cuerpo puro pa´lante-

-Gracias enormes por leerme-

estrellita 2

Si te gustó, compártelo en tus redes sociales, y/o suscríbete y recibe otra de mis historias vía e-mail.


¿Tienes una buena anécdota como korridora? Compártemela y la publico:

estrellita.pronadora@outlook.com




Derechos reservados de autor bajo la marca Korridori Merino.

Comenta vía tu cuenta Facebook

2 comentarios en “El Maratón ya no mide 42

  1. Con la popularización de las fotos selfies en las redes sociales se da mucho el caso de personas que sólo se inscriben en las carreras para tomarse fotos y subirlas a dichas redes. Aquí en mi ciudad Maracaibo se da mucho cuando se corre la media maratón de la ciudad de tomarse fotos en el puente sobre el lago de Maracaibo. Yo considero que un corredor serio profesional o aficionado no está pendiente de parar su ritmo de carrera sólo para tomarse una foto. Y también prefiero ser un lento corredor pero tener la satisfacción de decir: hice mi carrera completa.

    1. Me encantó el comentario, tienes mucha razón pero lo importante es precisamente lo que señalas, la satisfacción está en uno mismo, gracias por la visita.

Comenta vía tu e-mail